Pasolini ó Los 120 Días de Sodoma

Publicado: agosto 20, 2009 en Culto
Pasolini

Pasolini

Pasolini fue asesinado en 1975 por un joven marginal que aseguraba el director le había hecho varias insinuaciones sexuales. Treinta años después el tema no termina de aclararse y varios especialistas y políticos italianos aseguran que su muerte fue un acto fascista. Casualmente acababa de estrenarse su filme más controversial y agresivo: Saló o los 120 días de Sodoma, inspirada en los libros del Marqués de Sade y siguiendo una tradición de pornografía, sadismo y degradación humana. Una cinta que quebró con todas las tradiciones del director italiano, una terrible crónica del neofascismo llevada a la crudeza estética y a las últimas consecuencias de lo que el hombre con poder es capaz de hacer.

Pier Paolo es a la fecha uno de los intelectuales más leído y visto: poeta, narrador, ensayista y cineasta; demostró a lo largo de su carrera una inclinación hacia la izquierda radical. Reclutado para el guerra e hijo de un soldado famoso por salvarle la vida a Mussolini, logra escapar de un campo alemán y se exilia cerca de su ciudad natal Bolonia. El neorrealismo italiano había sido marcado por sus contemporáneos más brillantes: Antonioni, De Sica, Visconti y Fellini. Así mismo, Pasolini marcó a sus personajes a través de una marginación y una pobreza que se destacaba en la Italia de la posguerra.  Mamma Roma (1962) es tal vez la única obra neorrealista del director, a partir de ahí y no conforme con la política de aquellas épocas, Pasolini decide tratar con su famosa trilogía de la vida: El Decamerón, Los Cuentos de Canterbury y Las Mil y Una Noches.

Es muy complejo hablar de la filmografía de Pasolini, tuvo varias etapas incluyendo El Evangelio Según San Mateo y Edipo Rey, ambas alabadas por la crítica e incluso por el Vaticano, siendo que el director era públicamente un Ateo. A lo largo de su trayectoria escribió ensayos, novelas y poemarios que destacan toda su obra y su pensamiento.

Sin embargo en Saló, Pier Paolo logra una desquiciada y violenta parábola del hombre moderno. Una cinta que se debe ver y comprender sin ninguna intención más que la del arte, olvidando prejuicios y moralidades, tomando en cuenta que es propia para gente con sangre fría  y un estómago fuerte. Es difícil llegar a Saló sin antes comprender la visión de Pasolini, hay que leerlo, verlo y escucharlo, entender sus razones y sus sacrificios. No es por nada que la última cinta de este brillante director haya sido prohibida por treinta años. Ahora es para mí un honor que Zima haya sacado una nueva colección de los filmes del director italiano. Es fantástico ver como en tiendas como Mixup ó Ghandi, Saló se encuentre en un top de películas más vendidas. Seguramente el morbo y la condición humana han llevado al espectador a ver cintas como ésta sin lograr entender lo que en realidad se quiere decir dentro del amplio discurso de Pasolini.

El film paralizó a toda la sociedad italiana, la carrera del director fue truncada y recibió varias amenazas de muerte. Es probable que Pasolini así lo quisiera, que al hacer un cinta tan espeluznante y gráfica, las sociedades europeas se sintieran agredidas, sin incluir la posición de la iglesia siempre firme y fiel a sus leyes de hace 1500 años.

Es importante estudiar a Pier Paolo Pasolini, que antes de juzgarlo se entienda del hombre, de su poesía y de su condición. Que es considerado uno de los últimos pensadores del siglo. Un luchador de sus derechos y de su arte, que se antepuso a quien fuera y lo demostró con su obra. Ahora Saló se puede comprar por 80 pesos, tal vez eso demuestra lo que él mismo decía acerca de sus películas: “Nada podrá impedir que el cine llegue a cualquier parte” Y algo sí les recomiendo, no vean la cinta con sus padres, y si están dispuestos a verla, no apaguen el televisor en la parte del Círculo de la Mierda.

Michel Dorantes de Malliard

Anuncios
comentarios
  1. valeria dice:

    grande il nostro regista pasolini!!!!!

  2. Las Horas dice:

    Poco he visto de Pasolini, la última película que vi de él fue hace un par de meses, “Medea”, y aunque no es una fiel adaptación de la obra de Eurípides, toda ella, toda la película, tiene un aire de supremacía, contención y pulsión. La fotografía es agraciada, y aunque las actuaciones no soy muy buenas (exceptuando la de Maria Callas) realmente el uso del espacio (gracias a la fotografía) es interesantísimo, esa connotación de planos generales, ahora medios todo muy adecuado y certero para el estado psicológico de la protagonista.

    A muchas personas no les agradó la adaptación, en mi caso me parece una versión que deleita, que contrapone el mundo de la razón con el del sentimiento y el arrebato, la magia.

    Gracias por la recomendación, será cosa de ir de compras a Mixup. Saludos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s