Donnie Darko es Richard Kelly

Publicado: julio 6, 2009 en Uncategorized

A pesar del fracaso terrible que fue Southland Tales, la última película de Richard Kelly, somos varios los que todavía tenemos un poco de fe en el director. El guión es interesante, la estructura y el desarrollo de la cinta es de una fantasía relevante y muy original, la música es sublime como ya se caracteriza en los filmes de Kelly; pero hay algo en los personajes que resulta muy flojo, o tal vez, lo que la volvió un borde sin sentido fue el casting tan desagradable que por alguna extraña razón, seguramente la productora, escogieron a un grupo de actores que aparte de su intensa carrera en Hollywood, son reconocidos por series de televisión, la lucha libre americana o  sus teen movies. No son malos actores, sus recursos son buenos pero exclusivamente en lo que hacen. Queda claro que la historia y el surrealismo que rodea a la cinta, les quedó demasiado grande. Southland Tales, prometía ser una de esas películas que no se olvidan fácilmente, una producción costosa que obligó a Richard Kelly a crear una narrativa con varios elementos insuperables para el cine comercial; al parecer olvidó que el target del film no era el que la productora había previsto con ese grupo de actores y por esa razón fue un rotundo fracaso en taquilla y dentro del cult que ya se había generado con su primer película Donnie Darko.

Y qué se hace cuando tu primer película es una pieza digna del desorden mental, una metafísica del tiempo, un deforme estado de la sociedad y un indiscutible thriller surreal que nos lleva a teorías del cosmos y las cosas: energía que sale del plexo solar como motivo natural del ser, una teoría que Gurdjieff explora en sus libros, un desarrollo de las segundas oportunidades; todos estos motivos por el cual supongo que Kelly aborda en su cinta el instinto como motor primario, y la locura, el desgaste emocional, la búsqueda que nos obliga  a crear figuras, algunas veces malvadas, otras simplemente como mensajeras para lo que viene. En éste caso un conejo gigante que juega el papel de redentor, de dios arbitrario que ordena al tiempo y a la mente.

Donnie Darko es un gran recurso que nos lleva por un viaje delirante hacia múltiples pensamientos ya plasmados por pensadores de mediados de siglo, es una forma de “resolver” lo que muchos físicos trataron de explicar. Esto es lo que hace que la cinta de Kelly sea una metáfora de las decisiones y el tiempo, a modo de supervivencia juvenil, casi que un manual de la metafísica para freaks o hipsters. La música acompaña de manera perfecta el desarrollo de la película que está adaptada en los años ochenta. Las actuaciones son primarias, y esto tal vez se deba a la calidad del guión que da para mucho; sin embargo están muy bien interpretados los personajes. Richard Kelly demostró en ésta su primera película, que tiene una capacidad brillante para desarrollar personajes singulares y propios de su tiempo, que su trabajo de post producción está muy bien elaborado y que a pesar de trabajar en Hollywood, tiene las bases para hacer grandes producciones con una originalidad especial y morbosa.

Esperemos que el tercer proyecto de Kelly valga la pena y supere sus dos primeras cintas ya que hay varios que todavía, y lo vuelvo a decir, tenemos un poco de fe en el director californiano.

Michel Dorantes de Malliard.

Anuncios
comentarios
  1. Skualo dice:

    Yo sigo siendo fan de Richard Kelly! Ojalá le salga chida la que sigue, está bien chido el contenido del blog, venga!

    Saludos!!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s